Páginas vistas en total

ALFON LIBERTAD

miércoles, 5 de abril de 2017

Argumentos de un progre a favor de la externalización de la gestación

Me dispongo a desbrozar someramente el artículo titulado Argumentos de un socialista a favor de la gestación subrogada publicado en el Hufftington Post. Más propaganda neoliberal que busca ampliar nicho de mercado a través de la explotación de la mujer mediante la regulación tanto de la gestación por subcontrata como de la prostitución.

En la obra Uso de razón, de Ricardo García Damborenea, que fuera secretario general del Partido Socialista de Euskadi, el autor define así la Falacia de afirmación gratuita: “Como su nombre indica, se comete cuando no se da razón de las propias afirmaciones”. Y explica: “Se emplea menos donde cabe el riesgo real de ser replicado con dureza, como ocurre en la vida parlamentaria, pero es muy frecuente donde no existe tal riesgo, como sucede en la prensa escrita, muy especialmente en los editoriales y en las columnas de opinión y, por encima de todo, en las tertulias radiofónicas. Caracteriza la propaganda y la publicidad, en cuyos mensajes importa más la sugestión que las razones”.

El articulista se define como socialista. El socialismo consiste, dicho sea en pocas palabras, en la socialización de los medios de producción. El número de socialistas del PSOE que tienen esas nociones sobre socialismo es inversamente proporcional al número de socialistas a las que les importa una mierda. 

Soy socialista y por lo tanto feminista. Soy de Burgos y por lo tanto buena persona. Cuando el articulista dice que es socialista se refiere a que es militante del PSOE, de lo que no se deduce necesariamente que tenga que ser feminista. Y ha quedado implícitamente aclarado más arriba que socialista, tampoco.

Cita a Virginia Woolf sin venir a cuento, afirma ser un defensor convencido de las libertades individuales, como si de alguna manera existiera un grupo de población que defendiera con idéntica convicción la falta de libertades individuales, comoquiera que sea a lo que se refiera el articulista.

Se erige en portavoz de los socialistas y dice que no están hechos para que les metan a la fuerza dogmas de ningún tipo. Pareciera que ellos son librepensadores y el resto de la población gilipollas con predisposición a ser captados por cualquier secta, según el señor del partido “OTAN de entrada NO”.

Lo que sigue es muy sencillo: el artículo se titula “Argumentos de un socialista a favor de la GS”. Pues bien, argumentos a favor, ni uno. Es decir, no aporta ningún argumento mínimamente sólido que pueda ser rebatido o no. En vez de eso, lo que hace es rebatir los argumentos en contra, pero no cualquier argumento, por supuesto, sino los que a él le vienen bien, que son los inventados: se hace preguntas a sí mismo con la misma complacencia que se entrevista a Rajoy en Antena 3 o en TVE.

Esta falacia es la del hombre de paja, que consiste “en deformar las tesis del contrincante para debilitar su posición y poder atacarla con ventaja”. Las deforma de tal manera que no sólo se inventa la mitad, sino que los llama dogmas.

En el primer punto de los “dogmas”, la gestación subrogada no es alquiler de vientres, que no se alquila nada, sino que se cede o se dona la capacidad de gestar. ¿Lo oís? Son las mujeres del mundo aclamando ¡LLA HERA ORA; JODER!, ávidas por alojar en sus entrañas la semilla de la felicidad de... ¿Cómo ha dicho usted que se llama?

Vamos, que Ricky Martin, Miguel Bosé y Cristiano Ronaldo han tenido hijos gracias a la magnanimidad de mujeres que han de permanecer en el anonimato porque lo tienen estipulado por contrato. 

Luego dice que como el Tribunal Europeo de Derechos Humanos no ha dejado desamparados a los niños nacidos mediante la subcontrata de la gestación entonces no es explotación. En este párrafo se observa la maravillosa capacidad de los progres de establecer relaciones causales sui generis, también llamadas “lo que les sale de los huevos”. Afirma que “ninguna mujer está obligada a gestar para otros”, con lo que nos quedamos más tranquilas. La pregunta es: ¿existe algún lugar en el planeta en que alguna mujer esté obligada a gestar para otros?

En este párrafo: “... espero que la gente que recomienda adoptar tengan ellos solamente hijos adoptados y no se les ocurra tener hijos biológicos, aunque puedan. Estarían incurriendo en un contrasentido, amén de en una discriminación manifiesta considerable” ya se confirma que el articulista se defiende atacando y que la lógica no es lo suyo. 

Es muy difícil hacer una crítica seria de un artículo que no hay por donde cogerlo, que no sino una soflama que pretende hacer pasar deseos por derechos y legitimarlos de manera absurda. 

De modo que iré directamente al final, en el que afirma que “nadie quiere la explotación para nadie”. Y un nuevo hombre de paja: “Insinuar que defender una regulación ética y garantista para todas las partes de la gestación subrogada es apostar por la explotación es, sencillamente, ser blablabla JUICIOS DE VALOR Y MÁS AFIRMACIONES GRATUITAS”. 

A ver, Mariano: me parece bien. Haced una ley ética que sea una garantía para todas las partes. Aunque “En España ya se puede tener un hijo por gestación subrogada voluntariamente sin necesidad de modificar la ley. Una mujer se puede quedar embarazada y dar a su hijo en adopción. La ley se quiere modificar para introducir los contratos mercantiles en esta práctica y convertir a las mujeres en vasijas”, dice Raúl Solís aquí.

Y no, no tienes derecho a ser padre, de modo que todo lo demás sobra.

J. D. Salinger
The catcher in the rye
J. D. Salinger



5 comentarios:

  1. Pues francamente, después de leer el artículo de Mariano Beltrán y este otro que lo intenta desmontar, me quedo con el primero, me parece mucho más razonado. Y sí, soy mujer, y además, muy activa en el movimiento feminista. Y sí, también soy amante de las libertades con garantías más que de las prohibiciones basadas en la moralidad individual de cada uno

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mariano Beltrán basas su razonamiento en meras afirmaciones y para roborarlas inventa supuestos argumentos de los que estamos en contra de la GS. Como digo, es lo que se conoce como Falacia de afirmación gratuita y de hombre de paja, respectivamente. Y eso lo puedes consultar en cualquier sitio, pero yo he preferido mencionar a un "socialista" como Damborenea.

      Por ejemplo, afirma que es socialista y por lo tanto, feminista. Habría que definir esos dos conceptos, porque según mi definición no cuadran con alguien que espera de una mujer desconocida le engendre un hijo.

      Pongo un fragmento de El guardián entre el centeno porque, de alguna manera, los niños son de todos. Es decir, debemos proteger a la infancia, creo.

      Gracias por tu comentario.

      Eliminar
    2. Por cierto, además del artículo de Raúl Solís, que enlazo al final del mío (https://www.paralelo36andalucia.com/los-vientres-de-alquiler-la-cara-mas-brutal-del-gaypitalismo/), te recomiendo que eches un vistazo al mío titulado "La mujer libre en su celda", con párrafos de "Una habitación propia", de Virginia Woolf.

      Eliminar
  2. Por cierto, es cierto que quizá no exista el derecho a ser padre o madre,puede ser, pero lo que sí está fuera de toda duda es que lo que sí que existe es el derecho que tenemos las mujeres de hacer lo que nos de la gana con nuestra capacidad reproductiva: tanto para abortar libremente como para gestar libremente al hijo de quien mejor nos parezca; hasta ahí podíamos llegar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso ya está regulado: puedes tener un hijo y donarlo en adopción. No me preguntes exáctamente cómo funciona porque no soy abogado.

      No conozco a ninguna mujer que esté dispuesta a gestar "libremente" para desconocidos: ¿tú sí?

      Eliminar